¿Por qué precisamente cuando mejoras tu forma de alimentarte comienzas paradójicamente a sentirte peor?

¿Crees que estos síntomas se deben precisamente a la falta de algún tipo de nutriente ahora que has decidido disminuir ó eliminar el consumo de carne?

Ahora que has decidido dar el salto y mejorar, ¿por qué en tu círculo social te sientes todo el tiempo en el punto de mira?

“La Comida”, todo lo que mueve por dentro y por fuera….

Si estás pensando dar el salto hacía una alimentación basada en el reino vegetal, te sugiero encarecidamente que veas el siguiente vídeo donde estoy segura podré aclararte un montón de dudas. Con la información en la mano siempre es mucho más sencillo y sensato tomar ciertas decisiones.

¿List@?, vamos a ver de manera concreta y muy sencilla lo que experimentaras dentro….

Click Aquí para ver directamente el vídeo.

Husmeando por internet he visto no pocos vídeos con títulos más o menos que vienen a decir…

“Una semana comiendo vegano y esto fue lo que me ocurrió”

“Una semana sin carne y mira lo que me pasó”

“Efectos secundarios de la dieta vegetariana”

“¿Por qué deje de ser vegetariana?, mira lo que me pasó”

Todos ellos tienen una connotación negativa en cuanto a dejar de consumir productos animales debido a los síntomas que padecen y que, sorprendentemente son comunes en casi todos ellos.

¿Por qué experimentamos estos síntomas desagradables precisamente ahora que estamos mejorando nuestra alimentación?

Siempre que decidimos realizar un cambio del tipo que sea, tenemos que tener muy en cuenta como ha sido nuestra vida hasta el momento de plantearnos cambiar. La alimentación no está exenta de pagar este impuesto y, la intensidad con que dichos síntomas se presenten, dependerá de como ha sido tu alimentación hasta el momento en que decides realizar cambios.

Este mecanismo se inicia en cuanto aminoramos la carga digestiva, bien sea por qué estamos comiendo menos ó bien, por que los nutrientes que ingerimos son más fáciles de digerir. Tu organismo que es más listo que el hambre, quiere dejar espacio a estos nuevos nutrientes de mejor calidad pero para que esto ocurra antes, tiene que deshacerse de los viejos.  No puedes meter ropa nueva en un armario que ya está hasta los topes primero, tienes que hacer espacio. Esto mismo es lo que ocurre dentro de ti…¡Toca despejar el armario!. Y aquí, es donde comienza la limpieza y con la limpieza, comienzan los síntomas de la propia depuración. Las toxinas acumuladas durante tanto tiempo comienzan a moverse para poder llegar al torrente sanguíneo y desde ahí, a los órganos emuntorios para poder ser expulsados fuera y bien lejos de tu cuerpo.

¿Qué suele generar este movimiento?

  1. Dolor de cabeza
  2. Dolor de articulaciones
  3. Granitos en la piel o eccemas
  4. Vientre hinchado ó hinchadísimo
  5. Agotamiento físico y mental
  6. Apatía y mal humor
  7. Estado de convalecencia general

Y he querido citar estos síntomas por que son los más comunes a todos nosotros cuando decidimos mejorar nuestro sistema de alimentación.

Entiendes perfectamente que cuando comienzas a realizar ejercicio físico después de un tiempo paradito, vas a experimentar agujetas y lo aceptas tal cual!. Nunca piensas: vaya ahora que he comenzado a hacer ejercicio me siento peor que antes!. Sabes que estarás unos días hecho polvo y entiendes que tienes que pasar por esto para después comenzar a sentirte mejor.

EXACTAMENTE LO MISMO SUCEDE CUANDO TRATAS DE MEJORAR TU ALIMENTACIÓN, tienes que estar unos días regular para luego sentirte y créeme….MUCHO MEJOR!.

Este es el asunto que quería aclararte: estos síntomas que experimentas durante unos días,  NUNCA se deben a una falta de nutrientes si no al propio proceso de depuración que tu organismo desencadena en cuanto ve la oportunidad. Si le das la oportunidad de construir tejido con ladrillos de mejor calidad terminará agradeciéndotelo con creces pero antes, tiene que dejar hueco en el almacén. Fuera ladrillos MADE IN CHINA!. Y con esto, no quiero decir que no debas prestar atención a los nutrientes que estás ingiriendo, pasados estos primeros días de limpieza,  tu nueva dieta debería estar diseñada para proveerte de todos los nutrientes necesarios y puedo prometer y prometo, que las dietas veganas NO SON DEFICITARIAS en ningún caso incluso, con la polémica B12, pero esto ya te lo contaré en otro momento.

Vivir en un cuerpo lleno de toxinas pasa factura a muchos niveles.

Muchos de nosotros nos hemos acostumbrado a vivir en cuerpos tóxicos y damos por hecho de que sentirnos faltos de energía y alegría debe ser lo normal. Encadenar un resfriado con otro, padecer migrañas, dolores articulares, alergias, estar de mal humor, sentir a menudo tristeza, vacío, soledad….Todos estos padecimientos pueden tener una misma causa en común…La toxemia acumulada….

Ahora piensa….

¿Tu crees que un organismo que ha sido diseñado a la perfección está destinado a vivir una Vida tan carente de energía?. No, no, no…

Y….¿Qué sucede con las personas a tu alrededor?. Podríamos dividir a tus allegados en dos grupos bien diferenciados.

  1. Los que preguntan por que tiene una curiosidad sana respecto al cambio que estás efectuando.
  2. Los que enjuician y no escuchan.

Con los primeros si te apetece, pasa un ratito explicándoles a que se debe la decisión de cambiar y mejorar, cómo lo estás haciendo, cómo lo estás viviendo ya que, es muy probable que contagies tus ganas de mejorar a más de uno!. 

Con los segundos no pierdas eso, ni un segundo. Sus preguntas irán bien cargaditas de juicio, no escucharán absolutamente nada de lo que quieras contarles a pesar de sus incesantes preguntas, te cortarán las frases, y seguirán en sus trece por mucho que tu trates de hacerles entender….NO QUIEREN ENTENDERTE. Lo sé, es un poco frustrante que personas a las que quieres  se comporten así. Personas que deberían alegrarse por ti, de repente, te enjuician. La explicación es bien sencilla, les pones delante un espejo en el que cuesta mirarse….

Mi consejo: no entres al trapo y desvía la conversación hacía otros asuntos. Su comportamiento también te da una valiosa información sobre quien tienes a tu alrededor.

No me enrollo más…Toda esta información la tienes estupendamente explicada en el siguiente vídeo:

Me despido de ti como siempre, con todo mi cariño,

Hasta Pronto,

Eva.